La capital danesa rebosa felicidad por los cuatro costados. Y es que, si dicen que Dinamarca es uno de los países más felices del mundo, Copenhague tendrá algo que ver con ello. Sus edificios de diseño, sus castillos y palacios, sus jardines, sus canales… A continuación os presentamos las razones por las que ya deberías estar planeando una escapada a esta ciudad nórdica. ¿Todavía no lo tienes claro? En Civitatis te ayudamos a hacerte una lista de qué ver en Copenhague. ¡Viaja con nosotros!

Un poco de historia

Marcada por sus orígenes vikingos, Copenhague se ha convertido en una de las ciudades con más calidad de vida del mundo. ¿Cómo nació? Allá por el año 12.000 a.C. se dieron los primeros asentamientos en la isla de Selandia y fue a partir de ese momento cuando se crearon núcleos urbanos en la zona.

La historia de Copenhague continuó con la llegada del obispo Roskilde, quien mandó construir una fortaleza para defender la ciudad que ya estaba naciendo. Y de ahí nos vamos al siglo VIII, ya que desde entonces el país cuenta con presencia vikinga. De hecho, tal es la importancia de este pueblo para Dinamarca que incluso la reina Margarita II pertenece a su linaje. ¡Por algo la danesa es la monarquía más antigua del mundo!

Qué ver en Copenhague

Canal Nyhavn

Uno de los rincones imprescindibles para ver en Copenhague es el canal Nyhavn. Sin duda, se trata de una parada obligada si vas a viajar a la capital danesa. Y más aún si tienes la intención de dar un paseo en barco por los canales de Copenhague, ya que de Nyhavn parten la mayoría de las rutas. ¿Sabías que el rey Christian V ordenó construirlo como entrada del mar en Copenhague? Ten cuidado, que cuando lo veas, caerás rendido a los pies de sus casitas de colores.

Canal Nyhavn en invierno

Canal Nyhavn en invierno

La Sirenita de Copenhague

Símbolo de la capital danesa, la Sirenita es probablemente el monumento más famoso de Copenhague. Aunque muchos se decepcionan cuando se acercan a ella, otros muchos corren a fotografiarse con la estatua en homenaje a la protagonista del cuento de Hans Christian Andersen. Seas de un grupo o de otro, no puedes dejar de ver cómo vigila a los barcos que fondean en las aguas del Báltico.

La Sirenita de Copenhague

La Sirenita de Copenhague

Ciudad libre de Christiania

Muchos dicen que no has estado en Copenhague si no has entrado en el barrio hippy de la capital. O mejor dicho, en la Ciudad libre de Christiania. ¿Y por qué «ciudad libre»? Podrás descubrirlo con el free tour por Christianshavn, en el que pasearás por sus calles y conocerás su historia. ¡Saldrás de la Unión Europea en pleno centro de Copenhague!

Ciudad libre de Christiania

Ciudad libre de Christiania

Jardines Tívoli

Antes habíamos dicho que uno de los grandes atractivos de Copenhague son sus espacios verdes. Sin lugar a dudas, los jardines Tívoli son el mejor ejemplo para hablar sobre el lado más «green» de la ciudad. Viajes o no en familia, ¡debes entrar! En su interior encontrarás el segundo parque de atracciones más antiguo del mundo, que recibe al año una media de 4 millones de turistas. Para conocerlo, la mejor idea es hacerlo con la entrada a los Jardines Tívoli.

Parque de atracciones de los Jardines Tívoli

Parque de atracciones de los Jardines Tívoli

Palacio de Amalienborg

Y si líneas atrás os hablábamos de que la danesa es la monarquía más antigua del mundo y una de las más importantes de Europa, ¿qué mejor que verlo de cerca en el Palacio de Amalienborg? Este elegante complejo de cuatro edificios es la residencia oficial de la familia real de Dinamarca. En su interior, encontrarás lujosas estancias y conocerás cómo viven los miembros de la Casa Real. Además, si estás por la zona a media mañana, no te pierdas el cambio de guardia. ¡Como de película!

Palacio de Amalienborg

Palacio de Amalienborg

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*